miércoles, 18 de febrero de 2009

Como nada en el mundo


Al abrir de nuevo el portón, advirtió que la puerta del tres se cerraba de golpe. No le concedió demasiada importancia al hecho, pero esa noche, al identificar a sus vecinos por la suma de ruidos que los definían (...) notó que en la respiración natural del edificio se había colado un movimiento nuevo, un latido apagado que estaba evitando ser oído.

Pocos escritores logran en breves palabras describir no solo una situación, sino una atmósfera con todo y suspenso. Héctor de Mauleón (D.F. 1963)  es un reportero de nota roja, que se dedica a cronicar la ciudad desde sutrabajo en diferentes diarios, y cuentos.  Me compré de baratillo en un súper este volúmen "Como nada en el mundo" (2006, Ed. Joaquín Mortiz) que resulta ser su segundo libro de historias.   

En este libro Mauleón nos lleva al fondo mismo del misterio, de la muerte, del terror, en el entorno de nuestra misma ciudad; es decir, sin salir de el D.F. y la cotidianeidad de la vida en la capital nos sobrecoge con elementos inesperados.

Excelente lectura, excelente precio.  Buen regalo fácil de leer.

lunes, 9 de febrero de 2009

El dorado

Cuando saltó aquel pez, a unos 50 metros de distancia, el capitán gritó emocionado: "¡Es un dorado!"  Me sentía yo el más consumado pescador de alta mar, batallando contra el más rudo marlin, vela o espada.  En realidad se trataba de un dorado, tambien conocido como "mahi mahi" y aunque mucho más pequeño que un marlin, era con mucho el mas grande que he pescado.  No estabamos en alta mar, pero al menos si fuera de la bahía de Acapulco, cerca de la isla Roqueta. La embarcación no era un yate de pesca, pero sí una cómoda lanchita con toldo.

Mi caña nueva funcionó admirablemente, administrando la fuerza de este enjundioso animal de unos 5 kilos y 80 cms de largo de manera tal que la delgada línea de apenas 30 libras no reventara. Recordando mis lecturas de "El Viejo y el Mar" de Hemingway sabía que de lo que se trataba era de cansar a la bestia, para vencerla más que por la fuerza, con la inteligencia.

El pescadito resultó bastante bobo.  La épica lucha dudaría unos 3 minutos, al final de los cuales ya lo teníamos en nuestra red. Su aventura -empero- comenzaba.  El dorado viajó conmigo por varios días (convenientemente congelado) hasta llegar a casa, donde pacientemente esperó ya fileteado, su holocausto final: ser consumido en el asador, a la talla estilo guerrero (Piquenle para la receta).  No tienen una idea qué sabrosura. No solo el hecho de comer y compartir algo que se ha cazado con cierto mérito, sino de sabor. De mis aventuras en la parrilla creo que esto ha sido lo más especial que he logrado... hasta el momento.

ToDo

No se trata de "todos" nosotros,  sino de una lista de pendientes.
Los archivos TODO son pequeños documentos  que contienen información acerca de funcionalidades y características aún no implementadas en un programa informático o algún otro tipo de proyecto. Según la disponibilidad de tiempo y de recursos será probable que aparezcan en versiones futuras del programa, o en revisiones del proyecto.Su nombre viene del inglés por "To do", que quiere decir, por hacer.  (Wiki)
Pues asi este blog de la CostraPorosa tiene su TODO.. el cual desafortunadamente comienza a crecer. Enlisto aquí algunos pendientes, con el fin de que algun lector despistado (Ehh ¿alguien por allí?)  se digne a comentar que prefiere tal cosa, o espera con desvelo tal otra.  A ver si es chicle y pega.

  1. La increíble y triste historia de Pablo el de los clavos.  El clásico ejemplo de una idea genial; que surje de bizarra experiencia reciente; el comienzo de una larga narración, casi novela, y la subsecuente falta de inspiración para desarrollar tanto tiempo de vida, y las varias tramas que se plantean.  Lo mejor será tal vez bajarle a mis pretensiones, y dejar eso como cuento largo, o novela corta, y redondearlo antes de que me dé mas flojera.
  2. Las reseñas de zombis. He visto decenas de películas de zombis ultimamente, pero mi afición se vió ligeramente afectada debido a que sucedió algo que pensaba nunca sucedería; que no importara que tan malo estuviera el churro, siendo de zombis me gustaría la película. Pues no; el otro día de plano dejé de ver una pelicula de zombis que era tan, pero tan mala que ni siquiera daba risa la pretensión de ser buena. Horrible de pé a pá. Claro, he visto muchas más excelentes películas de zombis.  Creo reseñaré pronto "Plan 9 from outher space".
  3. Dentro de lo que la costurera califica como crisis de los 40, me compré un bajo eléctrico. Luego se los presumo, nomás que sepa como se agarra y de donde se prende. Mejor un bajo que un convertible y una güera, ¿no? 
  4. Algo nuevo, es escribir sobre un hecho autobiográfico que tiene que ver con la compañera más popular del salón, una camioneta de lujo y un viaje a los alrededores de la ciudad.
  5. Ahh tambien subí una montaña
Como puede verse, la lista es larga, y creciente. Manos a la obra. Chicoteos, ánimos, latigazos y mentadas de madre bienvenidos.